Los Reyes Magos ¿van a traer un móvil a tu hijo?

Beneficios de la risa a la hora de educar
Cuando eduques, no olvides ponerte… la risa
Educar en la igualdad y respeto
Educar en la igualdad y respeto. El largo camino que nos queda por recorrer a los hombres

Los Reyes Magos ¿van a traer un móvil a tu hijo?

Ver más artículos sobre

regalar a tu hijo un smartphone

Un 75% de los niños españoles mayores de 12 años disponen de móvil propio. Si los Reyes Magos han pensado regalar a tu hijo un smartphone, te damos algunas claves para ayudar a tu hijo a hacer un uso positivo y responsable del móvil.

Según la “Encuesta sobre Equipamiento y Uso de Tecnologías de Información y Comunicación en los Hogares, TIC-H 2017”, llevada a cabo por el Instituto Nacional de Estadística (INE), un 25% de los niños de 10 años tienen móvil. A los 11, el porcentaje sube al 45,2%. Con 12 años, tres de cada cuatro niños ya tienen este aparato y a los 13 un 83,2% disponen de él. A los 14 años ya son un 92,8 % los adolescentes con móvil.

Frente a estos datos, cabe preguntarse si tenemos suficiente información para educar a nuestros hijos en un uso responsable de las nuevas tecnologías.

Ventaja indiscutible de regalar a tu hijo un Smartphone: Conexión permanente

Los móviles dan a padres y madres seguridad, porque podemos estar permanentemente conectados con nuestros hijos. Si nuestros hijos tienen un problema, sabemos que podrán llamarnos o mandarnos un mensaje. Y si nosotros llegamos tarde, también podremos avisarlos. Pero, como nos dice Alba Alonso, responsable de Realkiddys, en nuestra plataforma, “un smartphone es una ventana al mundo digital”, al mundo de las apps, de las redes sociales, de las fotos o vídeos que subimos a las redes y escapan a nuestro control…”

La clave: el tiempo que le dedican

Imagen del vídeo de Álvaro Bilbao sobre las nuevas tecnologías en nuestra plataforma.

Álvaro Bilbao, conocido neuropsicólogo, nos lleva en nuestra plataforma de viaje al núcleo estriado, una estructura del cerebro que nos indica qué nos gusta y qué nos emociona en la vida. “El núcleo estriado tiene dos defectos: tiene una capacidad limitada (no nos puede gustar absolutamente todo en la vida, una vez que llega al límite de su capacidad ya no nos interesan más cosas) y se deja embaucar por aquellas experiencias que son más intensas haciendo que las experiencias menos intensas parezcan menos interesantes. Por eso el adolescente que habla con cinco o seis amigos a la vez a través del chat, deja de tener gusto por hablar con un amigo cara a cara porque no es tan intenso”. Por lo tanto, nos recomienda Álvaro, “os animo a que ayudéis a vuestro hijo a seguir disfrutando de las cosas pequeñas del día a día y limitéis el tiempo y la intensidad de los estímulos que ven en las nuevas tecnologías”.

Álvaro Bilbao subraya que el uso de las tecnologías desde pequeños tiene relación con el trastorno por déficit de atención e hiperactividad, la obesidad infantil e incluso la depresión. Y recomienda educar a nuestros hijos para tener una atención más calmada que les permita disfrutar y comprender un libro, por ejemplo. La Asociación Española de Pediatría también relaciona el uso de estos dispositivos y el sedentarismo y, por consiguiente, la obesidad infantil. Por eso, recomienda “limitar el tiempo que pasan los niños delante de las pantallas (TV, consola, móvil, etc.) y aumentar el del juego al aire libre.

Se recomienda que los menores de dos años no pasen nada de tiempo con dispositivos electrónicos y los adolescentes no más de dos horas diarias.

Alberto Soler, psicólogo infantil, lamenta en nuestra plataforma que el uso de las nuevas tecnologías (que tal vez no sean malas por sí mismas) resten tiempo a nuestros hijos de actividades que sí han demostrado sus grandes beneficios físicos, psíquicos y sociales en la salud de nuestros hijos. “Animemos a nuestros hijos a mirar más allá de las pantallas, a entrar en contacto con el mundo que los rodea y que empleen su tiempo en actividades que tienen un impacto positivo en su salud física y emocional”.

El mejor filtro, el parental

Imagen del vídeo de Alba Alonso sobre las nuevas tecnologías en nuestra plataforma.

Para educar a nuestros hijos en un uso responsable y positivo de las nuevas tecnologías no debemos ser expertos, nos dice Alba Alonso, profesora. Por más filtros que pongamos, afirma, “el control parental más efectivo es el de la propia educación”. “Si les educamos en la autoestima, la confianza, la seguridad, el sentido crítico y el diálogo les estaremos entregando las mejores herramientas para el mundo digital”, porque de esta manera no buscarán en las nuevas tecnologías una evasión en la que refugiarse ante una realidad que no les gusta, no caerán en adicciones al móvil, no permitirán que entren en sus redes desconocidos con intereses oscuros, serán críticos ante las modas, opiniones o comentarios de otras personas y apostarán por una comunicación fluida cara a cara para conectar con los demás, y también con nosotros, sus padres.

Claves para un uso responsable de los móviles si decides regalar a tus hijos un smartphone

He aquí algunas claves para ayudar a nuestros hijos a tener un uso responsable y positivo del móvil que tal vez les regalen los Reyes Magos:

1.- Decidir a qué edad pueden tener móvil

Los expertos recomiendan no regalar móviles a menores de 12 años, porque su cerebro es muy inmaduro y no saben controlarse.

2.- Limitar los tiempos

Se recomienda que no pasen más de dos horas como mucho frente a estos dispositivos, para que no les quiten tiempo ni ganas de realizar otras actividades más beneficiosas. Y, desde luego, se desaconseja su uso por la noche, porque “su uso antes de dormir produce una alteración importante del sistema nervioso; en ese momento tienen que estar relajados y no haciendo una actividad que les exija una sobrecarga neuronal”, afirma el pediatra Fernando García-Sala a Padres y Colegios. El uso del móvil no debería interferir en momentos en familia, como las comidas, las cenas o las conversaciones.

3.- Dar ejemplo

Esta es la clave más importante. Como nos dijo Álvaro Bilbao en una ponencia, los smartphones no nos han hecho a nosotros, los adultos, más inteligentes, sino más impacientes. ¿Cuántas veces consultamos el móvil aunque no haya sonado? ¿Cuántas veces interrumpimos conversaciones con nuestros hijos porque hemos recibido un mensaje? ¿Cuántas veces perdemos la noción del tiempo mientras consultamos las redes sociales? ¿Y cuántas veces miramos el móvil mientras cenamos? Si queremos que nuestros hijos no se enganchen con el móvil, propongámonos dar ejemplo.

4.- Informarse e informar a nuestros hijos sobre los riesgos de las redes sociales

 Las redes sociales nos permiten entrar en contacto con gente que conocemos, y con gente que quiere entablar amistad con nosotros. Tal vez sería positivo no permitir el acceso de nuestros hijos a las redes sociales hasta que veamos que son suficientemente maduros, porque si no podría darse el caso real de una chica de 12 años que presume en el colegio de tener más de 200 amigos en Instagram que no conoce, un caso que a más de un padre o madre nos podría dar escalofríos. Por eso, es de importancia capital informar a nuestros hijos de la necesidad de mantener en secreto sus claves, de no dejar entrar en redes sociales a desconocidos, hablar a nuestros adolescentes del grooming (el acoso sexual a menores por la red por parte de adultos que se han ganado la confianza de los chicos) y fomentar el uso respetuoso de las redes sociales.

5.- Asesorarse sobre los filtros parentales

Para no llevarse desagradables sorpresas: gastos desorbitados por descarga de aplicaciones, acceso a vídeos de adultos, tiempo ilimitado de uso, etc.

6.- Asegurarse de que nuestros hijos tienen una vida real rica y satisfactoria

Vivir momentos divertidos en familia, interesarse por las amistades de nuestros hijos e incluso invitarlos a casa, mantener una comunicación fluida con nuestros hijos y fomentar el pensamiento crítico y propio son algunas de las medidas que nos pueden ayudar a evitar que nuestros hijos quieran vivir su vida frente a una pantalla.


Hablando de regalos de Reyes Magos, si quieres regalar algo muy especial para unos amigos o familiares que acaban de ser padres o para padres o madres apasionados por la educación, podrías escoger entre muchos libros o podrías elegir la maleta de la educación.

 

 

 

 

Imagen destacada: Luke Porter / Unsplash

Sobre el autor

Gestionando Hijos
Gestionando Hijos
Gestionando hijos es un proyecto cuyo objetivo es colaborar con madres y padres en su labor educativa. Uno de los pilares fundamentales de una buena sociedad es apoyar la tarea de las madres y padres que lideran los hogares y la educación de sus hijos. Por eso, queremos acompañarles en este apasionante viaje educativo, aportando ideas, reflexiones y estrategias que les ayuden a conseguir ese objetivo, que entendemos que es el de todos. Esperamos que también el tuyo :)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *