¿Estamos preparados los padres para proteger a nuestros hijos frente a la violencia?

Canciones para padres, madres e hijos: «Lullaby for Wyatt», de Sheryl Crow
Autoestima

¿Estamos preparados los padres para proteger a nuestros hijos frente a la violencia?

¿Vacunamos a nuestros hijos contra la violencia? ¿Hablamos a nuestros hijos del acoso escolar, de las agresiones sexuales o de los peligros en Internet? Un reciente estudio publicado por la ONG Educo alza la voz de alarma y señala que el 54% de los padres y madres encuestados confiesan no hablar de acoso escolar con sus hijos y el 65% de los padres y madres no han tratado por iniciativa propia la educación sexual en sus conversaciones con sus hijos. Llama la atención  que uno de cada tres progenitores reconozca dificultades para mantener una conversación diaria con sus hijos, que el 63% considere que es la escuela sola la que debe resolver los casos de bullying y que un 17% de padres y madres, en el caso de que su hijo fuera víctima de acoso escolar, no harían nada porque es «cosa de niños». Compartimos los datos de este estudio no para alarmar sino para subrayar que podemos hacer mucho para vacunar a nuestros hijos contra la violencia, fundamentalmente garantizar una comunicación más fluida y debatir estos temas en casa.  

El estudio de Educo subraya que «se detectan dificultades en la comunicación en la familia, en cuanto a hablar de los riesgos hacia la infancia, saber enfrentar conflictos y detectar situaciones de violencia, tanto entre niños y niñas como en su relación con las personas adultas». Como señalaba en una de nuestras ponencias Carmen Cabestany, secretaria de la Asociación NACE  No al Acoso Escolar «la comunicación con nuestros hijos. La buena comunicación es básica porque con ella vamos a poder prevenir e intervenir correctamente» ante cualquier problema. Y parece que sobre temas centrales para educar contra la violencia como son el acoso escolar o la educación sexual, los padres y madres no solemos conversar con nuestros hijos. Según el estudio, el 54% de los padres y madres no han hablado con sus hijos sobre el acoso escolar y el 65% no ha encontrado el momento para abordar la educación sexual, que se sigue considerando un tema tabú en casa.

¿Estamos concienciados frente al acoso escolar?

En cuanto al acoso escolar, que, como nos dijo Carmen Cabestany, sufre un 26% de los menores, los padres y madres no muestran mucho conocimiento ni creen que deban hacer nada por su erradicación. De hecho, casi dos de cada tres progenitores (el 63%) cree que es el centro escolar el que debe resolver el problema. Si su hijo sufriera acoso, un 17% de los encuestados no haría nada porque «son cosas de niños» y el 9% le animaría a no dejarse intimidar y «devolvérsela» a la persona que le agrede. Si es su hijo el que acosa, el 11% tendrían problemas en admitirlo o quitarían hierro al asunto. El 63% de los padres y madres hablarían con su hija si esta acosa, un porcentaje que baja al 49% si es un hijo varón el que acosa. Por eso, el jefe de la Unidad de Delitos Tecnológicos de la Policía Nacional de Castellón, Pere Cervantes, afirma que «siguen predominando patrones machistas en la sociedad. Existe una visión diferente ante un niño acosador que ante una niña acosadora”. Estos datos son la muestra de que, como nos decía Carmen Cabestany en una entrevista“falta mucha concienciación, falta mucha información y falta voluntad por parte de las autoridades para sensibilizar, hacer campañas, hacer planes en serio de prevención. No es consciente muchas veces el propio acosado que es víctima de acoso escolar, no lo detectan los padres ni los profesores y la sociedad no sabe del tema”.

¿Estamos preparados para combatir el abuso sexual?

Un 20% de los menores en el mundo sufre abuso sexual, según la Organización Mundial de la Salud. Si entendemos, de nuevo, que la comunicación es básica para tratar y resolver un problema, no estamos muy bien preparados para combatirlo. Según el informe de Educo, «la educación sexual sigue siendo un tema tabú en casa y son pocas las familias que toman la iniciativa de hablar de ello con sus hijos. Muchas no perciben que sus hijos e hijas estén en riesgo de sufrir abusos sexuales o prefieren no pensar en ello». El 28% de los padres ven poco probable que sus hijos vayan a sufrir abuso sexual o prefieren no pensarlo. El 55% ve la calle como el mayor peligro, seguido del cole y las extraescolares (37%) y solo un 6% cita el ámbito familiar. Pere Cervantes asegura que “este porcentaje contrasta con los datos oficiales que indican que la mayoría de los casos ocurren en el entorno familiar. La gente tiene más miedo a lo desconocido que a lo conocido, pero en realidad… ¿pondríamos la mano en el fuego por todas las personas que integran nuestro círculo familiar en el sentido más amplio?”.

¿Somos conscientes de los peligros de Internet?

Educo considera que «muchos padres y madres tienen una actitud relajada hacia Internet, desconocen y no toman medidas para proteger a sus hijos e hijas de los peligros de la Red». Un 54% consideran Internet una herramienta con pocos riesgos. Más de la mitad de los padres y madres cuelgan fotos de sus hijos en redes sociales o en WhatsApp. Y, de nuevo, los peligros de Internet no es un tema de conversación para la familia: el 43% no han hablado con sus hijos de forma extensa sobre el tema, si bien es cierto que un 69% de los padres han hablado de este asunto con hijas de 10 a 12 años, un porcentaje que baja al 63% para niños de la misma edad. El 79% no conoce herramientas para controlar el acceso de niños y niñas a la Red. Pere Cervantes subraya que “en un estudio reciente, el 80% de los padres cuyos hijos habían tenido una cita a ciegas a través de Internet negaban que sus hijos pudieran tenerla… ¡cuando el encuentro ya se había producido! Los padres no son en absoluto conscientes de los riesgos que pueden sufrir sus hijos: Estamos en el país del ‘a mí no me pasará’. La solución sería, en primer lugar, tomar conciencia de que existe el riesgo; en segundo lugar, formarse e informarse; y finalmente, hablar con los hijos”.

¿Y qué dicen los niños y niñas?

Según el estudio de Educo, un 48% de los niños y niñas de España ven el centro escolar como «un espacio inseguro, donde están expuestos a sufrir malos tratos, abusos físicos o emocionales». La ONG lamenta que «la escuela, que siempre ha sido considerada como un lugar de protección por excelencia, se pone en cuestión por los niños y niñas». La calle también es percibida como peligrosa: para el 62% de los niños y niñas es el principal factor de riesgo. El 47% de los menores ven Internet como un espacio peligroso. Y un 14% de los niños y niñas españoles perciben que en el hogar pueden estar en riesgo.

¿Cómo perciben la violencia niños y niñas? El 65% cree que es consecuencia de la maldad de los adultos y uno de cada tres cree que el maltrato es un castigo por algo que ha hecho o los adultos creen que ha hecho. Cabe subrayar (y admirar) que los niños y niñas no ven como violencia solo agresiones físicas, sino también » la pobreza, la escasez de recursos materiales, la discriminación por razones de etnia o religión y el no ser escuchados y tenidos en cuenta en sus opiniones»

¿Qué creen los niños que se puede hacer para prevenir y erradicar la violencia? «Apuestan por denunciar los casos, reforzar las leyes y fomentar acciones de educación, sensibilización y promoción del buen trato».

¿La mejor vacuna contra la violencia? Comunicando, que es gerundio

Aunque los datos del estudio son alarmantes, podemos hacer todos los días cosas pequeñas para proteger y vacunar a nuestros hijos contra la violencia. Hablar del tema en casa, enseñarles a exigir y dispensar un buen trato basado en el respeto, hacerles conscientes de sus derechos, promover la empatía y la solidaridad son pequeñas acciones que sin duda contribuyen a un gran objetivo. Hemos compartido los datos de este estudio para animarnos a dejarnos de tabúes y entender que aunque no hablamos de estos temas en casa, siguen existiendo, y que si habláramos de ellos con nuestros hijos estaremos sensibilizándolos para combatir el acoso escolar, para actuar frente al abuso sexual o para ser conscientes de la necesidad de protegerse cuando acceden a Internet.  Por eso, la mejor vacuna contra este tipo de violencia, que ningún padre o madre quiere, es hablar con nuestros hijos. ¿Nos ponemos en marcha?


Os recordamos que sobre educar en la solidaridad hablaremos con un experto de excepción, el padre Ángel, en nuestro encuentro el 17 de diciembre. Ya podéis ir reservando vuestra entrada aquí 

 

Imagen: Katy Chase / Unsplash

Spread the love

Sobre el autor

Gestionando hijos
Gestionando hijos
Gestionando hijos es un proyecto cuyo objetivo es colaborar con madres y padres en su labor educativa. Uno de los pilares fundamentales de una buena sociedad es apoyar la tarea de las madres y padres que lideran los hogares y la educación de sus hijos. Por eso, queremos acompañarles en este apasionante viaje educativo, aportando ideas, reflexiones y estrategias que les ayuden a conseguir ese objetivo, que entendemos que es el de todos. Esperamos que también el tuyo :)